• Museos españa londres estibaliz mendez
 

Como os comentaba hace unas semanas mi experiencia con los museos en España, y más concrétamente con sus tarifas, ha sido una decepción desde el viaje realizado a Londres. Y es que cuando te das cuenta de que las cosas como la cultura y el arte pueden estar al alcance de todos y que por alguna razón en tu país no es así, es decir que solo los que pueden pagar la entrada pueden disfrutar de él, mientras que en otros países si lo es, pues eso, decepción es lo que sientes. Pero como lo prometí en el post anterior, no hablo de estas cosas por hablar, ahí tengo mi experiencia en Londres con sus museos la cual voy a compartir con vosotros a fin de que aquellos que no podéis acercaros a la capital británica no estéis bajo esa ilusión que dice que los museos solo se pueden mantener si cobran una tarifa de entrada.

Pues bueno después de años de pensar que tenía que pagar por disfrutar del arte, una va y viaja a Londres y se da cuenta de que toda la vida ha estado engañada. El día que llegue a Londres ya era tarde por la noche y por tanto solo quedaba tiempo para organizar el día siguiente a fin de poder aprovecharlo de la mejor manera posible. De manera que pregunte que podíamos hacer y la respuesta fue “Mañana vamos a la National Gallery y a la Tate Modern”. “O mierda” pensé en mi cabeza, “si ya es caro Londres no quiero imaginarme los museos”. Por lo que respondí a mi amiga que tenía un presupuesto reducido y que no sabía si podría permitírmelo. Pero ahí mi sorpresa cuando mis amigos me respondieron que no debía preocuparme que los museos eran gratis. ¡¿Gratis?! No me lo podía creer, entradas gratuitas, sin necesidad de requisitos como ser menor de 12 años o jubilado o similar. Impresionante. Al llegar a los museos me di cuenta de que lo que parecía un sueño era real, que lo único que te pedían era hacer un donativo, el que fuera y siempre que pudieras. Estaba fascinada, todo aquel arte al alcance de cualquier ojo que quisiera disfrutar y aprender de él.

londres museos noria
Pues ahí que fuimos claro esta hacia los museos al día siguiente, a disfrutar del arte con cuadros tan famosos como los girasoles de Van Gogh o Un baño en Asnieres de Seurat, así como los cuadros con impresionantes contrastes de color de Turner y evidente muchos más cuadros a los que podías acercarte para apreciar las pinceladas y los colores que el artista había realizado. ¡Madre mía si casi podías ver el alma de Turner grabado en sus cuadros! Impresionaban los tamaños y colores de algunos cuadros que evidentemente cambiaban mucho de la fotografía de un libro a la obra original. Las sensaciones de las instalaciones modernas encontradas en la Tate modern eran algo que no se puede reproducir en ningún lado. Vamos que la visita este primer día de museos fue muy impresionante. Pero claro está que no estoy aquí para deciros lo maravillosos que son estos museos, porque aun sin verlos ya lo sabemos. Pero si estoy aquí para deciros cosas que me impresionaron tanto como las obras de arte que estaban expuestas y que eran consecuencia de la entrada gratuita al museo. Mientras paseábamos por las diferentes galerías de la National Gallery entramos en una pequeña sala redonda. Allí nos encontramos con un pequeño grupo de niños con sus uniformes del colegio, sentados en el suelo frente a un cuadro tan grande que podía albergarlos a todos en su interior. Los pequeños miraban el cuadro y a su profesora que les contaba cosas y les hacía preguntas, y a su vez los niños respondían a las preguntas y hacían más. Me pareció maravilloso aquello, niños aprendiendo a disfrutar del arte. Cuando a mí en el colegio nos llevaban a ver algún museo siempre era para verlo por completo, no para sentarnos ante una obra y discutir sobre ella, porque claro has pagado la entrada y tienes que aprovecharla, que menos. Pues bueno, esta escena me fascino y por lo que me dijeron era de lo más normal.

londres vs españa museos
Otro echo que me dejo estupefacta, anhelando para mi pasado aquella situación (incluso para mi futuro), eran artistas trabajando y estudiando allí. Dios mío, lo que hubiera dado durante mi enseñanza por esa facilidad para ir al museo y poder pintar y dibujar allí, trabajando sobre las obras originales y no sobre una fotografía o fotocopia de algún libro de la biblioteca. Pero no creáis que esta escena solo la vi el primer día en la National Gallery, ahí mi sorpresa y envidia al ver que en el British Museum se daba la misma imagen delante de las hermosas estatuas griegas y romanas. Porque claro, es una gran facilidad para un artista poder pasar por ahí con tu cuaderno y sin tener que pagar nada poder trabajar en tu arte. Ains, ojala hubiera tenido tantas facilidades.

No os voy a contar todo lo que vi en cada museo porque para eso podéis usar internet y si podéis permitíroslo podéis viajar hasta allí, que dudo que os arrepintáis. Resumiendo, me sorprendió de una muy grata manera ver que gran parte de los museos y exposiciones en Londres son gratuitas a diferencia de España. Que su forma de subvención es alternativa, con donativos, lotería, suvenires, etc. Quizás esto supone más trabajo que cobrar una tarifa por cada persona que entra en el museo, pero sinceramente creo que es un esfuerzo que merece la pena, ya que acercar la cultura y el arte a la sociedad es uno de los fundamentos para una sociedad más abierta de mente, más integrada, más amable y más consciente de que la sociedad somos todos. Sinceramente, Londres me pareció una ciudad muy cara comparada con España, para que mentir, pero solo por poder visitar tan grandes muestras creo que merece la pena, ya que solo con un pequeño aporte de cada uno de forma voluntaria se puede seguir manteniendo tan hermosas instalaciones. Y para que mentir, aunque al principio entres y digas no doy nada, una vez has visto el museo es casi imposible no dar un pequeño donativo. Este sistema creo que ofrece a la sociedad londinense y a sus turistas algo increíble, el poder tener una mejor sociedad, una sociedad más savia, una sociedad mejor.

Aquí os dejo la primera parte:

Los museos: Londres vs. España part. 1

About the Author -

Artista, maestra en Pintura y Ciencias y artes del espectáculo. Me encanta crear y no he dejado de hacerlo desde que tengo consciencia. Creo que el ser humano esta aquí para dar todo lo que pueda de si mismo a la sociedad, nuestra meta debería ser crear una sociedad mejor, yo hago mi parte desde el arte y la cultura.

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *